EL SEÑOR DE LOZANILLOS

Ideas, testimonio, humor y reflexiones para que las piedras del camino sean escalones y no obstáculos.
Para PASARLO BIEN HACIENDO EL BIEN

martes, 28 de diciembre de 2010

Un día cualquiera en casa

A esto me refiero cuando digo lo de "PASARLO BIEN HACIENDO EL BIEN"... por ejemplo.

Feliz Navidad a todos.

video
PD

El vídeo es de hace un año. Ahora no tengo esa agilidad, gracias a la moto...

martes, 21 de diciembre de 2010

Atornillado en casa

Llevo más de una semana "atornillado" -Luis Roa dixit- en casa, gracias a un castañazo en moto el pasado sábado. Gracias a Dios, no ha sido nada grave; aparte de que me siguen doliendo hasta las uñas de los pies, lo más fuerte ha sido el costalazo en mis delicadas lumbares y un esguince cervical, que me obliga a llegar un monísimo collarín (qué cosa más incómoda... pobres curas, todo el año llevando algo así). Pero lo peor es -sigue siendo- el tremendo dolor de cabeza, que no se va ni con lejía. Por eso, lo de "atornillado" explica muy bien mi situación: es como tener una resaca a lo bestia, que no se te quita.

En uno de los ratos en que he podido estar más relajado, me he puesto a ver vídeos y fotos, y me he encontrado con este, que es un claro ejemplo de cómo se "aburren" los críos en un trayecto en coche hacia alguna parte. Por el buen color, se nota que es del veranito...

Sé que las niñas me van a matar por colgarlo, pero, total... peor no voy a estar.

Que lo disfrutéis... a mi salud.

video



martes, 14 de diciembre de 2010

FELIZ NAVIDAD... puntocom

Qué gozada, cuando alguien utiliza su creatividad al servicio del bien. En un par de minutos, te puede alegrar el día y transmitirte algo tan sencillo como que "...aunque los tiempos cambien, el mensaje sigue siendo el mismo..."

Si alguien no entiende algo, que le pregunte a Mourinho, aunque creo que está bastante claro.

viernes, 3 de diciembre de 2010

700 gramos y un día

VIP's de la calle Orense. Madrid. Año 2005 (aprox.)

Hemos quedado con Fer y María, un par de tortolitos que acaban de empezar a salir. Ella vive en Santander. Él, en Burgos. Se han conocido... ¡por Internet! lo cual, a priori, nos hace prejuzgar que esa relación cibernética no puede tener demasiado futuro. Menos mal que no nos dedicamos al negocio de Rapel, que si no...

Su noviazgo, breve, intenso y auténtico, se consolidó y se casaron. Y tuvieron un hijo. Y después, una hija.  Jóvenes, sobradamente preparados, guapos, listos, felizmente casados, con dos retoños preciosos; envidia de muchos y ejemplo para todos.

Y llega un tercer embarazo.

María y Fer son un matrimonio auténtico. De los que viven la vida poniendo el corazón en todo lo que hacen. De los que ríen, gritan y lloran contigo y por ti. De carne y hueso. Y si les pinchas, les duele.

Mayo de 2010. Nace Jesús, su tercer hijo, prematuro; muy prematuro. La esperanza es grande, la oración de gente cercana, abundante; la angustia de unos padres que ven la vida de su hijo pendiente de un hilo, indescriptible. El dolor es un misterio. Y más por algo así.

Deciden entonces compartir su vivencia, desde el fondo del corazón, con familiares, amigos, con las personas que les quieren y con quienes rezan por ellos y por el pequeño Jesús. Y lo hacen a través de un Blog: "700 gramos y un día", en el que cuentan el día a día de su breve paso por este mundo. Es de las cosas que más me ha tocado el corazón a lo largo de mi vida. Nunca se lo agradeceré bastante.

Hoy te invito a que visites y leas su blog. Si puedes, desde el primer post; no te llevará demasiado tiempo, y te garantizo que vale la pena.

Y te pido una oración. Al menos un Ave María. Ya verás porqué.

Gracias, Fer y María, por enseñarme a ser padre.

lunes, 29 de noviembre de 2010

EL MAYOR LEGADO DE JUAN PABLO II

A medida que pasa el tiempo y echo la vista atrás, me voy dando cuenta de la magnitud, la grandeza, de ese hombre bueno, artista, poeta, sabio y santo, que fue Karol Wojtyla.

Todos recordamos a Juan Pablo II por muchas cosas: su alegría, su estilo fresco y directo, su valor y decisión, sus viajes, sus bromas, su sonrisa, su risa; ¡cómo no!, sus frases lapidarias que han quedado grabadas a fuego en la vida de tantos... ¿quién no le pone cara diciéndonos aquello de "...no tengáis miedo... abrid las puertas a Cristo... nunca se puede legitimar la muerte de un inocente..." o aquello de "...estos españoles, ¡siempre de tan buen humor!..."

Su intervención en la historia más reciente la ligamos con la caída del muro de Berlín, el fin del comunismo, sus visitas incansables a tantas naciones, incluidas aquellas que a priori no querían saber nada de él...

Y cómo no, recordamos con angustia aquel 13 de mayo de 1981, día de la Virgen de Fátima, en el que le  tirotearon, y cuentan que su Madre del Cielo desvió una de las balas, esa que estaba destinada a romper su inmenso corazón. Y de esa fecha, nos quedamos con aquel duro acontecimiento. 

Sin embargo, ese mismo día sucedió otra cosa: Juan Pablo II fundaba, junto al Pontificio Consejo para la Familia, el Pontificio Instituto para los estudios sobre matrimonio y familia que lleva su nombre. Las palabras que tenía pensado pronunciar en aquella audiencia revelan con claridad su personalísima intención originaria: “He decidido fundar en la Pontificia Universidad Lateranense, que es la Universidad de la diócesis del Papa, un Instituto internacional de Estudios sobre matrimonio y familia que comenzará su actividad académica en el próximo octubre. Dicho Instituto se propone presentar a toda la Iglesia la aportación de la reflexión teológica y pastoral sin la que la misión evangelizadora de la Iglesia se vería privada de una ayuda esencial. Será un lugar donde la verdad sobre el matrimonio y la familia se estudien a fondo a la luz de la fe y con la contribución también de las distintas ciencias humanas”. En estas palabras se percibe cómo el Instituto nace de un carisma personal y una intuición original del mismo Pontífice. El objeto de la iniciativa no es crear un instituto más entre los muchos ya existentes sobre matrimonio y familia, sino instituir un espacio privilegiado para profundizar en el designio de Dios sobre la persona, el matrimonio y la familia.
El 19 de diciembre de 1981, con ocasión del primer encuentro con los profesores y estudiantes del Instituto recién nacido, el Papa explicitaba la intención y el objetivo que pretendía con su creación, en los siguientes términos: “He querido yo mismo este Instituto, atribuyéndoos una particular importancia para toda la Iglesia. En efecto, él está llamado a ser un centro superior de estudios y de investigación al servicio de todas las comunidades cristianas, con una finalidad precisa: profundizar cada vez más en el conocimiento de la verdad del matrimonio y de la familia a la luz conjunta de la fe y de la recta razón. Esta verdad debe ser objeto de toda vuestra investigación científica, profundamente conocedores de que sólo la fidelidad a ella salva completamente la dignidad del matrimonio y de la familia”.
En este discurso, se pone singularmente de manifiesto la importancia de colocar a la base de la reflexión del Instituto una sólida y adecuada antropología, que comprenda la completa verdad sobre la persona humana. 
Conviene caer en la cuenta del contexto histórico en el que se enmarcan estas palabras. En efecto, apenas un mes antes, el 22 de noviembre de aquel mismo año, el Papa había publicado la Exhortación Apostólica Familiaris consortio, fruto de los trabajos del Sínodo de los Obispos celebrado en Roma del 26 de septiembre al 25 de octubre de 1980. El relator del sínodo fue el Cardenal J. Ratzinger, que valoró del siguiente modo la publicación de la exhortación: “El texto es un estímulo para los cristianos y al mismo tiempo una gran tarea”.
Es bien conocido que, como preparación a este sínodo, Juan Pablo II había comenzado a pronunciar una serie de catequesis que se extendieron desde el 5 de septiembre de 1979 hasta el 28 de noviembre de 1984, durante las audiencias de los miércoles, con dos únicas interrupciones debidas al atentado de 1981 y al año de la redención de 1983. Un total de 134 catequesis, distribuidas en seis ciclos. Con ellas, el Papa deseaba “acompañar desde lejos” los trabajos preparativos del Sínodo sobre los Deberes de la familia cristiana (De muneribus familiae christianae). Es significativo cómo con estas catequesis, Juan Pablo II no quiso abordar directamente el tema del Sínodo sino que concentró su atención en las profundas raíces de las que brota la propuesta sinodal. Esta intención del Pontífice de ir a la raíz para desde ella iluminar la cuestión del matrimonio y la familia se debe a varios motivos: su pasión por el Evangelio del matrimonio y la familia, su compasión por la situación actual de la familia y la ayuda pastoral que la Iglesia le debe dar. Ya en el discurso a las familias, con motivo de la celebración del Sínodo, mostró claramente la necesidad de volver a dar la confianza a las familias. Estas catequesis son para el Instituto como el documento fundante e inspirador, y constituyen una auténtica novedad metodológica y teológica, aún en buena parte por conocer, asimilar y difundir.
La inspiración del Instituto nace, pues, unida a la vocación y carisma personal de Karol Wojtyla. Ya como joven sacerdote, Karol sintió una llamada interior a dedicarse a preparar a los jóvenes para el matrimonio, a mostrarles la belleza del amor humano: “hay que enseñarles el amor (...) pues si se ama el amor humano, nace también la necesidad de dedicar todas las fuerzas a la búsqueda de un «amor hermoso»”. La experiencia de K. Wojtyla con estos jóvenes que él denominaba “su pequeña familia” (rodzinka), que posteriormente dio lugar a un entorno (Srodowisko) más numeroso, muchos de ellos casados entre sí, a los que prestaba una atención pastoral extraordinaria, es como el sustrato sobre el que irá creciendo su interés por el matrimonio y la familia. Es en esta experiencia personal donde se le muestra a Karol cómo todo hombre se revela en su unicidad e irrepetibilidad en la familia, cuyo fundamento es el matrimonio.
La intuición de Juan Pablo II al fundar el Instituto que lleva su nombre tiene su origen, por tanto, en su propia experiencia sacerdotal que sabe conjugar la reflexión teológica, filosófica y científica con una constante atención pastoral al matrimonio y la familia. 
Lola y yo nos hemos podido apuntar ¡por fin! este curso en el máster en ciencias del matrimonio y la familia. Además de lo divertido de "volver a la universidad", ir juntos, tomar apuntes, tomar café, compartir con varios matrimonios amigos... confieso que los dos estamos disfrutando como enanos, ya que cada hora de clase nos ayuda, y mucho, a entender un poco más al hombre, a nosotros mismos, a ser persona; a enriquecer nuestro matrimonio y a consolidarlo para que, juntos, podamos llegar a ser faro de luz que ilumine el camino de muchos, al igual que han hecho previamente con nosotros.
Sin duda, de las mejores cosas que nos han ocurrido últimamente: ALTAMENTE RECOMENDABLE.
Estoy seguro de que, desde el Cielo, nos observas y disfrutas viendo cómo, poco a poco, en silencio, muchos matrimonios vamos bebiendo de la fuente de sabiduría y entendimiento que nos dejaste como herencia para comprender el Plan de Dios para el hombre a través del matrimonio.
¡GRACIAS, KAROL!

viernes, 12 de noviembre de 2010

Lo más BENIGNO del sexo

Lo bueno de entrevistar en la radio a personas de valía es que, por mal que puedas hacerlo tú, te garantizan que saldrá bien, tanto por lo que dicen como por cómo lo dicen. De hecho, después de los dos primeros programas de "El sexo como Dios manda", muchos nos han pedido que les pasemos la grabación, o la forma de escucharlo en Internet.


Sin embargo, hoy me han pedido algo nuevo: una transcripción del tercer programa, cuyo invitado fue Benigno Blanco. Y es que, la verdad, es como para no perderse nada, nada, de lo que dijo ayer.


Mientras llega el momento de tenerlo por escrito, podéis escucharlo haciendo click AQUÍ.

Benigno es un tipo del que he aprendido mucho; bueno, mucho, no: ¡muchísimo! Cuando nos fijamos en un personaje de su relevancia y presencia mediática, solemos caer en la tentación -al menos yo- de juzgar a primera vista: que si me cae bien, que si me cae mal... que si es más o menos simpático, falso, agradable, meapilas, pepero, facha, progre... es muy fácil ser valiente -como dice mi amigo Poveda- con los cojXXXX de otro, ¿verdad?

Alguien auténtico y comprometido, como es Benigno, tiene asumido que allá por donde va, siembra filias y fobias, amigos y enemigos, fans que le veneran y críticos feroces. Lo cierto es que no deja a nadie indiferente. Y sin duda, eso es buena señal.

En el programa de ayer nos dejó, además de un completísimo diagnóstico sobre la crisis antropológica que vivimos en España, un certero y realista elenco de propuestas para que los esposos, padres, novios, abuelos, jóvenes y no tan jóvenes, seamos un poquito más capaces de "... dar razón razonada de nuestras convicciones y nuestra forma de entender la vida..."

Una de estas propuestas está disponible para todos en una riquísima -por sus contenidos- página Web que recomiendo a todos; aunque hay que digerirla poco a poco, sin atragantarse: http://www.adoctrinamientodegenero.org/ Porque, como él dice: "... la sexualidad sí importa; sin ningún GÉNERO de dudas..."

Otra es la lectura del libro que acaba de publicar: EN DEFENSA DE LA FAMILIA, de la Editorial ESPASA. Del que un blogger al que acabo de descubrir y al que felicito, acaba de escribir ESTO.


La tercera, más que importante, imprescindible, es PREDICAR CON EL EJEMPLO. En la entrevista lo explica muuuuy, muuuuy clarito.

Y la última, el poder de la PALABRA. Pero no para hacer lo cómodo, que es quejarse de lo mal que esta todo, y de lo malos que son los malos, sino para HABLAR BIEN DE LAS COSAS BUENAS. En este caso, del SEXO... como DIOS MANDA.

miércoles, 10 de noviembre de 2010

El fraile rapero en España


Doy gracias a Dios porque cada día me sorprende con algo nuevo, porque se empeña en que mi vida -uff...- no sea monótona. Siempre recuerdo aquel dicho popular que dice: "¿Querías caldo...? Pues toma dos tazas!"

En esta ocasión, para rizar el rizo, Dios se me presenta en forma de un cura mercedario mulato; una especie de San Martín de Porres que hubiera cambiado la escoba por un micrófono, y que llega a hablarnos de Dios desde el RAP, el HIP-HOP y el REGGETÓN (creo que se escribe así).

Cuenta el propio fray Richard que en una ocasión, los internos de una prisión a los que había ido a visitar, le dijeron: "¡cántanos en rap, háblanos en nuestro idioma!" De manera que se puso a ello y... ¡madre mía, que si lo hace! Puedes ver alguno de sus vídeos y escuchar su música pinchando AQUÍ.

Otros "locos del Señor", los Guadalupanos Eucarísticos del Padre Celestial, que se dedican a trabajar por la familia y sus miembros más heridos, y ¡cómo no!, por los jóvenes, han tenido la audacia de traerlo a España, en concreto a Murcia, donde han organizado un encuentro-concierto que promete dar más de una sorpresa, y al que a buen seguro acudirán muchos jóvenes y no tan jóvenes, a ver si comprenden el idioma de Fray Richard.



Hemos convencido a Fray Richard para que saque un hueco en su visita a España para estar en la capital, y ha aceptado encantado. Ahora nos toca poner la carne en el asador para ver si conseguimos ponerle patas a una actuación en Madrid el viernes 26 de noviembre. A ver si somos capaces y podemos disfrutar de su música y su fuerza también por aquí.

Queda muy poco tiempo, pero para Dios no hay nada imposible, y esto es cosa Suya. ¡Se aceptan ideas y sobre todo, manos! ¿Nos echas una...?

miércoles, 3 de noviembre de 2010

Más fuerte que el odio


Muchas veces escuchamos eso de "...la realidad supera a la ficción...". Yo creo que es verdad.

Acabo de leer "Más fuerte que el odio", un libro en el que su autor, Tim Guènard narra la increíble y tremenda historia de su propia vida.

Escrito con un estilo suelto, fácil y desenfadado, la trama de lo que perfectamente podría ser un "thriller" con expectativas de taquillazo en cines, consigue que te mantengas boquiabierto y ojiplático durante el tiempo que permaneces enganchado a su lectura.

Este hombre, Tim Guènard, demuestra con su vida que existe algo más fuerte que el odio: el AMOR. Y que si queremos, y si nos dejamos, puede convertirse en el certero y apasionante motor de nuestra existencia.

Tim le han propuesto en varias ocasiones hacer una peli sobre su vida; no ha sido cualquiera, sino gente de Hollywood. Siempre ha dicho que no. Sin embargo, parece que recientemente ha aceptado una propuesta. ¿La razón?:

"... en los guiones que me habían mostrado hasta ahora, YO era el protagonista de mi historia; en el que ustedes me proponen, quien protagoniza mi vida es DIOS. Y eso sí que se ajusta a la realidad..."

Hasta que salga la película -esperemos que sea pronto- podemos ver algo sobre Tim en este vídeo: (Pincha aquí para verlo)

viernes, 29 de octubre de 2010

El sexo como Dios manda... versión 2.0

Anoche se emitió el segundo programa de "EL SEXO COMO DIOS MANDA". La verdad, lo pasamos muy bien grabándolo. ¡Espero que se note!

En esta ocasión nos acompañó nuestra buena, sabia y entrañable amiga MARÍA JESÚS, la "jefa" del 5º B, que para mí, es el blog de los blogs.

Lola y Borja, contertulios de la vida misma, volvieron a dar vida al programa.

PaxQ empezó a regalarnos RECURSOS para amar mejor; ¡aún mejor!

Y se estrenó VERÓNICA, nuestra encantadora Portavoz del Oyente, que promete... y mucho.

Si se te caían los ojos -como a mí- a las doce de la noche, puedes escucharlo pinchando AQUÍ.


Un día de estos, hablaremos a fondo sobre la COMUNICACIÓN, dada la gran diferencia entre VARÓN y MUJER. Mientras llega ese día, aquí va un adelanto gráfico:

jueves, 21 de octubre de 2010

"Toy malito..."



"¿Qué te pasa, Jaime...?"

"... ejque, toy malito..."


Así, con esa sencillez, nos explicaba el pobre Jaimote lo mal que se sentía desde el lunes. Apachurrado, sin náuseas ni vómitos, sin mocos, tos ni estornudos. Fiebre; sólo fiebre... y mucha.

La verdad, cuando empezaba a escribir este post, mi intención era más la de plasmar mi cabreo y volcar mi desahogo sobre cómo la sanidad española y algunos "profesionales" de la medicina han llegado al punto de convertir a los pacientes en simples números; sobre cómo pueden mandar a un pequeño de 3 años a casa ¡con 39 y medio de fiebre! diciendo "... no tiene nada: dele Dalsy y espere a que le baje la fiebre..." ¡MANDA TRILLOS!

Pero no; este post no va de eso. No quiero volver a caer en la españolísima costumbre de quejarnos y despotricar sobre algo o alguien y luego no hacer nada para arreglarlo. Comunicaré lo sucedido a la dirección del centro hospitalario en cuestión, instándoles a que no vuelva a suceder.

Lo que sí quiero hacer es AGRADECER desde aquí a otros médicos (Pili, va por ti...) de esos a los que su vocación les brota por cad poro; esos, que a pesar de haber salido de una guardia de 24 horas, en lugar de irse a casa a descansar, pasan consulta por planta y tienen, además, la paciencia y el cariño necesarios como para aguantar y atender con su mejor sonrisa a unos padres que, asustados ante la posibilidad de que su pequeño haya pillado una meningitis, acuden a ella poniendo la cara del gato con botas de Shrek.



Esos médicos, enfermeras, auxiliares... esas PERSONAS hacen que te sientas justamente así: como una PERSONA, además de curar y mimar a tu hijo de tres años, y decirte que no era meningitis -gracias a Dios- sino "sólo" una NEUMONÍA (habíamos tenido de casi todo en casa, pero no neumonía...). Y merecen todo mi respeto, cariño y admiración por su compromiso y sus desvelos desde el anonimato.

Así que ¡GRACIAS! en nombre de Jaime, a PILI. Y también a JESÚS, a MACA, a REGINA, a LUIS, a MICHI, a JOSÉ IGNACIO... a todos los que hacéis medicina para el cuerpo: QUE EL MÉDICO DEL ALMA OS BENDIGA

lunes, 18 de octubre de 2010

El sexo como Dios manda

Ya dije que en este blog se escribiría acerca de temas interesantes... y uno de ellos, cómo no, es el sexo. ¡Sí, sí... el SEXO!

Para no perder la sana costumbre de meterme en líos, y con la intención de dar voz a la maravillosa ventana que nos abrió Juan Pablo II con sus enseñanzas sobre la sexualidad y el amor humano, hemos empezado a hacer un programa quincenal en Radio María, que lleva por título "EL SEXO COMO DIOS MANDA".



¿Te suena la imagen..? Uff, entonces tienes que escucharnos! Y si no... también.

El primer programa se emitió este jueves, día 14 de octubre. Y a partir de ahora, cada 15 días, tendremos la posibilidad de escucharlo a través de la FM o de la web www.radiomaria.es

Para todos aquellos que os habéis quedado "con las ganas", podéis pinchar aquí para escucharlo; espero que os guste.

Creo que tanto los invitados que vamos a tener, como los contertulios y el resto del equipo, valen la pena. Y como pretendo sobre todo que el programa AYUDE A LA GENTE, te pido que cualquier DUDA, SUGERENCIA, CONSULTA, TESTIMONIO, IDEA, etc., nos la mandes a la dirección de correo elsexocomodiosmanda@radiomaria.es, para poder abordarlos a través de las ondas.

Muchas gracias a los que hicieron posible este primer "episodio": a Lola (mi dueña), a la Madre Andrea, a Borja Mec, a PaxQ, a Elena y a Rocío.

martes, 12 de octubre de 2010

¿Quién maneja los hilos?


Si quieres hacer reír a Dios, cuéntale tus planes”. Esta frase, que merece un marco y que da inicio a la película “BELLA”, es una verdad como un templo. ¡A que sí..! Te cuento una historia que comenzó hace justamente un año; mejor dicho, empecé a enterarme de ella, hoy hace un año, aunque confieso que ese día no me di cuenta de que la Providencia volvía a llamar a mi puerta.

Era el día del Pilar y habíamos ido a pasar el fin de semana con los Roa, en León. Luis y María Jesús nos propusieron un plan: en lugar de ir a Misa a una iglesia de las habituales, iríamos al convento de las Carmelitas Descalzas, ya que una chica, una tal Edurne, tomaba hábito ese día, y era una ceremonia muy bonita.

Llegamos, aparcamos como pudimos y entraron los que pudieron, porque dentro había más gente que espacio. De modo que me quedé fuera con Álvaro, Tomás y Jaime, acompañado por Juan Carlos y su hija Esperanza. Mientras los críos jugaban en el jardín, nos pusimos a charlar. De repente, veo a una joven madre con un cochecito de bebé, que estaba en idéntica situación. La miro, me mira y... "¿pero Rafa, tú que haces aquí...?" Era Noemí, una vieja amiga de Bilbao, compañera de sentadas provida a la puerta de la Dátor a principios de los noventa, y llevábamos sin vernos un puñado de años. Nos pusimos al día. ¡Se había casado y tenía una hija! Yo, alguno más. Después de la Misa, presentaciones de hijos, risas y grandes abrazos. Nos despedimos y quedamos en estar en contacto, después del alegrón.


Los siguientes días fueron tremendos, como los anteriores, ya que estaba inmerso en plena preparación de la manifestación por la vida del 17-O. Un día, ya pasada ésta, me sonó el móvil en plena recogida descarga y descarga de materiales de la manifestación: cajas con chalecos, camisetas, cuerdas, banderas, huchas vacías... "número oculto" ¡qué rabia! Estuve a punto de no cogerlo, porque me incomodan esas "llamadas misteriosas", pero lo cogí. ¡Era mi amiga Noemí! y así, de sopetón, como si fuera del mismo Bilbao, me dijo: “...oye, ¿tú qué tal en el Foro...? es que en Radio María están buscando gente para hacer un nuevo equipo de gestión, y creo que tú sería genial para eso...”. Aquello me sonó a chino en ese momento, porque no pasaba por mi mente ningún cambio; aunque he de admitir que -no sé porqué- después de haber “cerrado” el ciclo de macro-manifas (matrimonio 18-J, educación 12-N, vida 17-O) y a falta de semanas para cumplir los 40, barruntaba que algo importante iba a cambiar muy pronto en mi vida, aunque no tenía ni idea de qué podría ser.

No le di más importancia, y aunque le dije a mi amiga –responsable del voluntariado de Radio María en Bilbao- que estaba muy a gusto en el Foro, no quise poner punto y final a aquello sin más, sobre todo sabiendo que era algo bueno, algo de la Virgen, y pensando en que igual pudiera interesar a alguna otra persona que yo conociera. Así que dejé la puerta entreabierta y al poco contactó conmigo el Padre Esteban Munilla, Director de Programación de "la radio de María" (así la llama mi hijo Tomás), con quien quedé en persona tras un intenso cruce de correos.

Fui a esa cita sin otra intención que la de ser amable y ver cómo podía, si acaso, echar una mano, pero... ¡madre mía! Se encendieron todas mis alarmas al comprobar que aquella propuesta tenía mi nombre en escrito en mayúsculas, con luminosos intermitentes, por todas partes. Y así, sin comerlo mi beberlo, me vi igual que cinco años atrás: teniendo que elegir sin haberlo buscado entre dos opciones: una buena y otra mejor. Hablé con Lola, recé -rezamos- y tomamos finalmente la decisión de aceptar la oferta, después de haber hablado con Benigno delante de un par de cañas, quien había tenido la comprensión y delicadeza de escucharme y aconsejarme como amigo antes que como jefe, poniendo por encima los intereses de su amigo que los del Foro.




Hoy hace un año del día en que la Reina de la Familia, Nuestra Señora de la Radio, volvió a intervenir en mi vida; curiosamente, en un día en la celebramos a Ella, recordando su aparición en carne mortal al apóstol Santiago, el hermano de Juan, allá por el año cuarenta, en Zaragoza.

La Virgen, Zaragoza, la Familia, El Pilar, las Carmelitas, Noemí, Medjugorje... uff, no lo había pensado hasta ahora, pero mirándolo con un poco de perspectiva, me digo... ¡cuánta "DIOSIDENCIA"!

Me encuentro con NOEMÍ en la toma de hábito de una CARMELITA amiga suya, el día del PILAR, mientras estoy en León con los Roa, a los que conozco en MEDJUGORJE, con los que nos une el amor a la VIRGEN y la pasión por la FAMILIA. Desde pequeño fui casi cada año a ZARAGOZA, donde vive mi tía CARMELITA, donde siempre iba a visitar a la VIRGEN al PILAR con toda mi FAMILIA. Revisando agenda, resulta que el último día que había visto a NOEMÍ había sido en ZARAGOZA, en la plaza del PILAR, el 22 de mayo de 2005, durante la consagración de España a su Inmaculado Corazón, día en el que había viajado con la intención de encomendar a la VIRGEN DEL PILAR la manifestación por la FAMILIA. Aquel día, NOEMÍ estaba allí con la gente de RADIO MARÍA.

Si esto nos pasa ahora, me pregunto cómo nos reiremos al llegar al Cielo y comprobar cómo han movido los hilos desde allí durante nuestra vida para ayudarnos a llegar a la Meta Celestial.

lunes, 20 de septiembre de 2010

Prácticas de "Itañol"

La organización para la que trabajo tiene 65 sedes en 54 países de los cinco continentes. La oficina central está en Varese, cerca de Milán, y hace poco me tocó visitarla para una "puesta a punto corporativa". Fue una intensísima sesión de un día y medio, en la que me tocó escuchar y asimilar con el oído, la cabeza, las tripas... me sentí Bob Esponja.


Mi homónimo y anfitrión italiano es un romano con ascendencia germana, al que conocí por teléfono horas antes de arribar al aeropuerto de Malpensa. Me recibió en la sala de llegadas con uno de esos tristes cartelitos con los que nunca imaginas que un día te van a recibir a ti.

Quienes me conocen saben que me gusta jugar con la fisonomía y hacer "mezclas virtuales" con el photoshop que hay en mi cabeza. Pues bien: Wally -llamaremos así a mi anfitrión- además de ser un encantador romano, es un cruce entre el presidente Zapatero y Carles Sans, de Tricicle.


Además de dejarme llevar por mi traicionera imaginación, viendo ambos personajes mientras hablaba con él, noté algo raro en su acento: y es que pgonunciaba la egge en lugar de la erre.

El encuentro de esa tarde, la cena de esa noche y la jornada casi entera del día siguiente fue en inglés. Pero en la segunda copa de vino de la cena del segundo día, el ímpetu latino de los dos nos llevó a tomar la decisión de que una lengua anglosajona no debería ser el vehículo de comunicación de dos latinos como nosotros. Así que decidimos, o más bien, nos arrancamos de forma muy natural a practicar el ITAÑOL; es decir, chapurrear algo entre el italiano y el español, donde el leguaje no verbal tomó mayor relevancia de lo habitual.

Lo cierto es que ambos estuvimos más a gusto así; la riquísima pasta milanesa, el buen vino y una agradable compañía se encargaron de que nuestras lenguas de trapo -y su puñetegga egge en lugagg de la egge- no fueran obstáculo para entender todo, todo, absolutamente todo lo que decía el otro. O no.

Porque en un momento dado, en pleno postre, mientras la conversación había ya viajado desde Roma hasta Palermo, el bueno de Wally espeta una frase ininteligible de la que sólo creo entender el final: "...Bogg.Bonni..." Y entonces pienso... "...¿qué tendrá que ver Bugs Bunny, el conejo de la suerte de Warner Bros. con Sicilia?..." Así que le digo, como quien ha entendido perfectamente: "...¡Ah, si, Bogg-bonni... el conejo...! Y mirándome extrañado replica... "...¡no, no... Boggbonni... los ggueyes..."

¡Los Borbones -Borboni en italiano- se refería a los Borbones y si historia en Sicilia...! No lo podía creer: me entró tal ataque de risa contenida que tuve que morderme los mofletes por dentro para que no se me notara.

Lo que soñé esa noche... en fin: estaban Tricicle, los Reyes, la mafia, Zapatero, Bugs Bunny y cómo no, ¡mi amigo Wally!

lunes, 13 de septiembre de 2010

El Carisma

Cuentan -lo cuenta un obispo de los majos- que hace un tiempo, ciertos miembros de cierta Conferencia Episcopal norteamericana, creyeron haber inventado la rueda:

"...¡ya lo tengo: lo que hay que hacer es evangelizar a través de los medios de comunicación!..."

Así que se pusieron en marcha: encargaron un plan estratégico a unos expertos estrategas, un plan financiero a unos expertos analistas y a por ello. Una vez definido el terreno, encargaron la contratación de los mejores profesionales a unos expertos consultores, y lanzaron el producto al mercado.

"...¡No puede fallar!... -se dijeron- ...porque hemos puesto a los mejores al frente de este, nuestro proyecto!..."

Pues vaya, si falló. Fue un fracaso estrepitoso, aunque desde el punto de vista empresarial, todo había sido perfectamente calculado, proyectado y ejecutado.


Sin embargo -siguió contado aquel obispo de los majos- en el mismo país donde aquello sucedió, una monja de clausura que no sabía lo que era una tabla excel fundó la mayor cadena de televisión con contenidos exclusivamente religiosos que existe hoy. Y unos cuantos miles de kilómetros al este de aquel país, una vez cruzado el charco, un empresario italiano fundó la mayor cadena de radio católica que existe hoy.

¿Cuál fue el secreto de esa monja? ¿Cuál el de aquel tipo italiano? Muy sencillo: el CARISMA.

Y es que -terminó el obispo majo- muchas veces, por no decir casi siempre, nos empeñamos en hacer NUESTROS PLANES para cambiar el mundo, y luego se lo ponemos a Dios para que Él los bendiga.

Pero el carisma es otra cosa: viene directamente del Espíritu Santo, que lo pone en tu corazón cuando tienes abiertos los oídos del alma para escuchar la voz del Padre, que te dice: "QUIERO QUE HAGAS ESTO".

A la monjita le pidió una Televisión: y se hizo la EWTN.

Al italiano le pidió una Radio: y se hizo Radio María.

Cuando la Virgen María es quien lleva el timón y el Espíritu Santo quien sopla, inexorablemente el velero avanza. De nosotros, sólo hace falta una cosa: ser fieles al Carisma y hacer las cosas todo lo bien que sepamos.

Y no hace falta hoja excel...

lunes, 6 de septiembre de 2010

Por humor de Dios

Carretera de Valencia. Es viernes y son aproximadamente las seis de la tarde. Conduzo yo; Lola me acompaña. Atrás, Carlota, Tomás y Jaime juegan y escuchan música. Vamos camino de Murcia.

Conversamos acerca de cómo la Virgen va haciendo su Obra, de la pasada que ha sido la última peregrinación a Medjugorje, de cómo actúa en los corazones y de cómo Dios se hace presente en nuestras vidas a través de Ella, a poquito que nos dejemos. Y de repente, pasa esto:

video

En el audio se oye decir a Tomás, con su vocecilla de caña rajada: "... un camión de frutas con la Virgen y Jesús..."

¡En un camión de frutas! Y mientras -también se ve en el vídeo- pasamos por un cartel en el que pone "casas de las monjas" ¿es o no es de coña...?

Y es que, quien diga que Dios no tiene sentido del humor, es sencillamente porque no Le conoce. Vaya que si lo tiene... el más grande y el mejor.

Hace un tiempo me recomendaron un libro; lo leí, me encantó y se convirtió en uno de mis "libros de cabecera". Ahora soy yo quien siempre que puede lo recomienda: se trata de MEDITACIONES SOBRE LA FE, del polaco Tadeusz Dajczer, fundador de las Familias de Nazaret.

En uno de los capítulos, el padre Tadeusz habla sobre el "sentido cristiano del humor", cuyo poder compara incluso con el de un exorcismo, y que califica como indispensable para saber reírse de uno mismo y poder así crecer en humildad. Dejo aquí una perla, y recomiendo vivamente su lectura y tenerlo siempre a mano, porque de verdad vale la pena:

"... El sentido cristiano del humor es el acto religioso que derriba de su trono al ídolo de tu yo. Cuando veas la comicidad de la situación en la que «yo» está sentado en su trono, al menos por un tiempo, esa situación quedará ridiculizada, y será menos peligrosa para ti. Quedará desenmascarada tu vanidad, tu soberbia; se verá ridiculizado y desenmascarado lo que antes para ti pretendía ser grandioso o te producía temor. Por esas razones, el sentido religioso del humor tiene también una gran importancia en la conservación del equilibrio mental del hombre..."

En cierta ocasión, el padre Francisco -quien me recomendó el libro- me mostró, con un gráfico ejemplo, una de estas situaciones: "...imagínate..." -me dijo- "...la entrada triunfal de Jesús en Jerusalén. La muchedumbre le aclama, le vitorea, le adora; y el burrito que carga a Jesús, de repente, embriagado por tanto halago, se pone a dos patas tirando a Jesús al suelo, y empieza a saludar lleno de orgullo, asumiendo unos aplausos y vítores que entiende son para él..."

Justamente es lo que uno hace cada vez que se nos infla la vanidad, al ser felicitados por algún tipo de éxito. Ponernos nosotros y quitar a Dios de en medio. Igual que un burro.

Reírse es de las cosas más sanas que hay. Reírse de uno mismo, además de sano es recomendable. Reírse de uno mismo con Dios, compartiéndolo con Él y contándoselo a Él... ¡eso ya es la leche!. Y cuando te hace un guiño haciendo pasar un camión de frutas con Su imagen y la de Su Madre en medio de una autopista, cuando estás hablando sobre Ellos... ¡Por Humor de Dios!

jueves, 2 de septiembre de 2010

Bailar, bailar, bailar...


Monseñor José Ignacio Munilla, Obispo de San Sebastián, es una de esas personas que a priori despiertan admiración; pero que una vez que le conoces un poco, bien sea personalmente, bien en una conferencia o a través de las ondas, comprendes enseguida que es un auténtico INSTRUMENTO de Dios para llegar a muchos.

Cada mañana, de ocho a nueve, escucho su programa en Radio María: "El Catecismo de la Iglesia Católica". ¡Una pasada! A mí me sirve para rezar a la vez que recibo una buenísima formación; por eso se lo recomiendo a todos. Mientras desayuno, mientras me ducho, me convierto en una esponja humana para que sus palabras, inspiradas por el Espíritu Santo, toquen mi corazón allí donde lo necesita. ¡Y vaya si lo hace! Cuando menos me imagino, de la forma más inesperada, ¡toma! mensaje directo para mí.

Lo de esta mañana ha sido... en fin, una más. De repente, el bueno de Monseñor va y suelta: "...la vida del cristiano debe ser como el baile. ¿Cuándo bailas mejor? Cuando estás solo y piensas que nadie te está viendo, ¿verdad? Pues los profesores de baile te dicen que bailes siempre así: como si nadie te estuviera viendo..." Confieso que en ese momento mi traicionera imaginación me hizo visualizar al obispo bailando. Y siguió: "... pues tu vida cristiana, ha de ser así: como sí SÓLO DIOS TE ESTUVIERA MIRANDO..."

Glup, una vez más me dieron en la línea de flotación, ya que lo del baile es una de mis pasiones, sobre todo si es un buen merengue. Lo primero que me vino a la mente fue un día cualquiera de trabajo, de esos en que como sólo en un bar o en el Burger, y al empezar, no puedo evitar mirar de reojo a mi alrededor a ver quién hay y quién me ve hacer la señal de la Cruz al bendecir la mesa; unos días, porque me da "cosa". Otros, porque quiero que me vean. Tristemente, la mayoría de las veces, en quien menos pienso es en el propio Dios.

¡Qué poca cosa soy, Dios mío!

Menos mal que Tú me recuerdas cada día que a pesar de mi flaqueza (espiritual, que no corporal...), mis pecados y mi torpeza, soy TU HIJO y me amas con locura, haga lo que haga.

Menos mal que tu Madre, mi Madre, se empeña en enseñarme a bailar cada día, a pesar de que sea yo quien pretenda marcar el paso.

viernes, 20 de agosto de 2010

Piratas en Familia


Siempre pensé que el día que Carlota, nuestra hija mayor, cumpliera 15 años, haríamos una fiesta especial para celebrarlo; algo como esas "puestas de largo", tan típicas en América, con bonitos vestidos, con ese primer baile oficial, con esos chicos alrededor, pero sin llegar caer en la horterada, haciendo algo simpático.

Pero como casi siempre sucede en nuestra vida, la realidad supera a la ficción: el fin de semana, recién llegados de la peregrinación en guagua a Medjugorje, cogimos rumbo a León para estar con los Roa. Y allí se organizó lo que la propia Tota definió como "la mejor fiesta de 15 años que podría haber soñado nunca".

Los Roa son una familia tradicional, pero no en el sentido de ser carcas o aburridos, sino de vivir a tope algunas tradiciones en familia, como las "cuelgas" en los cumpleaños, el Rosario por las noches, caiga quien caiga, o las cenas pirata. En esta ocasión, se juntaron las tres.

Según me contó Luis, desde hace casi veinte años, una noche de verano organizan la CENA PIRATA; ataviados con lo que cada uno pueda, con el aspecto más pirata posible, se prepara una barbacoa en la que se come con las manos, se bebe a morro y se ríe, se ríe y se ría... Este año, además, aprovechamos para celebrar el cumpleaños de Carlota, pirata entre las piratas, con obra de teatro incluida, en la que Fran nos deleitó con un creativo e improvisado guión, mientras que Teresa y Miguel le acompañaron en las interpretaciones. ¡Hubo hasta baile! Creo que la "princesa Kaluta" no se lo esperaba exactamente así.


Tengo que reconocer que los más pequeños miraban asombrados cómo sus padres hacían el bestia, y no sabría decir, a ciencia cierta, quién se lo pasó mejor. A las fotos me remito...


Fueron un par de horas salvajes, salvajemente alegres y divertidas, en la que acabamos todos pringados hasta las orejas -literalmente- y felices como lombrices por haberlo pasado tan bien... haciendo el bien. Fuimos dos familias piratas por un rato. Y lo mejor llegó al final, cuando María Jesús nos invitó a todos a la tercera tradición: rezar juntos el Rosario. "... ¡pero cómo, de esta guisa vamos a rezar el Rosario...?" A lo que, como siempre, respondió con tanta sabiduría como sencillez: "... pero si es que la Virgen es nuestra Madre, y está encantada de ver cómo sus hijos lo pasamos tan bien... ¿por qué vamos a dejar ahora de acompañarla en lo que más le gusta? Es el mejor fin de fiesta que podríamos tener..." De modo que acabamos así: con un Rosario familiar un sábado por la noche y llenos de alegría por ser hijos de Dios y poder apreciar las cosas buenas de la vida, incluso haciendo el pirata...

lunes, 12 de julio de 2010

... SIN ESPERAR NADA A CAMBIO


Mientras la calle Princesa se llena de camisetas rojas y las vuvuzelas gritan la algarabía que empezó anoche con el gol de Iniesta en nuestra primera final de un mundial, trato de escribir acerca de otra fiesta, y de quienes la hicieron posible.

Es complicado, porque realmente son ruidosas las muy puñeteras -las vuvuzelas, digo...-, y porque confieso que con el rabillo del ojo voy siguiendo la recepción de los reyes a los futbolistas de la Roja. Mientras Iker acuna la copa del mundo como si fuera un bebé, el rey Juan Carlos, emocionado y después de abrazar cordialmente a cada uno, les habla como un padre que se hubiera preparado unas letrillas para no perderse, pero cuyas palabras salen realmente del corazón.

De entre todo este equipazo de campeones, quiero destacar a uno: no es guapo, no es jugón, ni bajito; no mete goles ni los para. Sin embargo, a mi entender, es el alma de este equipo. Es grandote, barrigón, bigotudo y sobre todo, un buen tío. Se llama, ya sabes, Vicente; Vicente del Bosque. Un entrenador que más que eso ha sido un padre ¡un muy buen padre! para estos chavales, y que como tal, ha sabido transmitir con su presencia, con su silencio, con su sencillez, con su inteligencia, con su pícara sonrisa y su estar en segundo plano, lo que pienso ha sido lo más importante de este equipo: la humildad.

Del Bosque es un tío humilde, sí señor. Y hace muy bien su papel: currar y darse para que destaque quien tiene que destacar: el equipo, la selección, España.

Este fin de semana, como decía, hemos celebrado dos grandes fiestas. Y es que, además del triunfo de los nuestros en el mundial de Sudáfrica, el sábado por la tuvo lugar en el "Moraleja Gospa Resort" el FESTIMED 2010 , es decir, la fiesta solidaria que hacemos cada año para conseguir pelas de cara a que muchos puedan vivir la peregrinación a Medjugorje que organizamos cada verano, durante los primeros días del mes de agosto.

A una semana vista de la fecha señalada para la fiesta, no teníamos algo básico: el sitio; sí que una vez más, la Providencia tuvo que hacer horas extra.


"TÚ TE OCUPAS Y DIOS SE PREOCUPA". Es una de las frases favoritas del Padre Jaume Cabané, un personaje del que otro día te contaré algunas cosas. Así que nos ocupamos y Dios se preocupó de conseguirnos un equipo de cuatro "ángelas de la guarda" que hicieron posible:


- FÁTIMA, la "instigadora" y relaciones públicas que movió los hilos necesarios para que todo se pusiera en marcha. En la vida, uno puede quedarse mirando o ponerse las pilas y hacer las cosas. Fátima ES una pila; la eficacia en la gestión por amor a la Virgen. Es de las que prefiere pedir perdón que pedir permiso. Y es además, la alegría de la huerta.

- MARÍA, la amiga de Fátima, en cuyo precioso hotel cabía la posibilidad de celebrar la fiesta. Después de invitarnos a un opíparo desayuno, y viendo que no sería rentable hacerla allí, no lo dudó: "...¡pues hacedla en mi casa!..." Así, a bocajarro, sin conocernos de nada... Un corazón con patas, vamos. Qué pasada...

- AMPARO. Pero como su casa era "pequeña", María nos dijo que seguro que Amparo, su amiga y vecina, nos dejaría la suya, que tenía un jardín siete veces mayor. Y así fue: de la mano de la amiga de una amiga, conocimos a otra amiga que ni pestañeó a la hora de brindar su preciosa casa a cuatro chalaos que querían organizar una fiesta... ¿para la Virgen? Era lo más políticamente incorrecto, pero a ella le daba igual. De hecho, como ves en la foto, el jardín de su casa parecía preparado especialmente para este evento. Amparo es una sevillana de carácter, sin doblez, de las que te mira a los ojos y te lo dice todo. Nuestra anfitriona de lujo.

- PILAR. Es la amiga de la amiga de la amiga de... uff, reconozco que me perdí; perdona, Pilar. Currante como la que más, es otra de las "Gospa girls" que nos ayudaron con su tiempo, cariño y dedicación... y ella, además, aportando la inestimable colaboración de su hija Marta, joven azafata cuyo desparpajo le hará llegar lejos en la vida.

Estas ángelas de la guarda han tenido algo en común; algo muy, muy bonito: nos ha dado a muchos -a mí el primero- una soberbia lección de cómo darse SIN ESPERAR NADA A CAMBIO. ¿Qué se les había perdido a ellas en esta movida? ¿Por qué, de un día para otro, se vuelcan con los cuatro locos como si les fuera la vida en ello? Lo pienso y lo pienso, y sólo encuentro una respuesta: están locas. Sí, locas por el Amor de Dios, locas por María, por la "Gospa".



Seguro que Dios ha disfrutado mucho en estos días, viendo los esfuerzos de unos y otras por hacer algo que agradara a su Madre. Y seguro que Él, que no se deja ganar en generosidad, recompensa a otras y unas llenando los corazones con su Amor infinito.

GRACIAS A LAS CUATRO

lunes, 5 de julio de 2010

Comprender a Dios Padre


A veces, cuando veo que mis hijos van creciendo y poco a poco dejan de ser esos juguetes que de pequeños fueron, me entra un nosequé por la espalda que no me gusta, y me siento con Gollum en pleno 'efecto mi tesoro': "... ES MÍOOO..." Mi pequeño tesoro, mis pequeños tesoros, van dejando de serlo: pequeños, no tesoros. En esos momentos, tengo dos opciones: o dejarme llevar por la pasión y convertirme en una especie Capitán Trueno protegiendo a Sigrid, espada en mano, o hacer aquello que tanto me cuesta pero que tanto necesito: rezar.

En una ocasión, recé. Bueno, en más de una... Pero en una en concreto, recé y pasó algo bonito: Dios me dijo (sí, sí, me dijo... pasa cuando uno reza) que me comprendía, que sabía bien lo que yo estaba sintiendo, porque al Él le ocurre cada día. ¡Komorrr? Sí, hombre, claro... Entonces me explicó con detalle el siguiente paralelismo:

Dios es Amor; y el amor es fecundo. Fruto de esa fecundidad, surge la VIDA. Y esa vida -con cara de Carlota, por ejemplo- que al principio es totalmente dependiente y débil, está en sus manos. Él la ama tanto que dedica cada instante de su Vida, de su pensamiento, y cada gota de su amor, a que ella sea feliz: y para ello, a veces le abraza, otras juega, otras le alimenta; incluso le riñe, le endereza, para que no caiga y se lastime. Siempre, siempre, le espera y le perdona.

Pero Carlota va creciendo, y empieza a descubrir en su interior el más grande regalo que Dios, su padre, le pudo regalar: se llama LIBERTAD. Y empieza a hacer uso de ella, jugando, probando, experimentando. Y empieza a tomar decisiones: sus decisiones. Y se equivoca. Y acierta. Y se equivoca... Y su padre, Dios, quiere abrazarla, y jugar, alimentarla... incluso reñirla o enderezarla, para que no caiga y se lastime. Pero la ama tanto que le ha regalado la libertad. Y por eso, aunque sufre por su hija y le duele el corazón por sus caídas, siempre, siempre, le espera y le perdona.

Carlota somos tú y yo cuando somos hijos; todos pasamos por ahí.

Carlota, a veces, es tu hija; y entonces, tu... ¿eres Dios? No, claro que no; pero sí eres padre y puedes llegar a comprenderle un poco, a ponerte en sus zapatos, y así tener una leve idea de lo que puede llegar a amarnos, y de cómo se puede sentir cuando sus hijos se caen, se tropiezan.... cuando sus hijos le olvidan, le arrinconan y se burlan de Él; cuando no le hacen caso, porque quieren vivir su propia vida.

Y siempre, siempre nos espera y nos perdona.

Gracias, Padre.

jueves, 10 de junio de 2010

SÓLO DIOS, Y NADA MÁS QUE DIOS

Qué mejor tema para empezar a escribir en este blog que EL TEMA; es decir, Aquél a quien una vez conoces, resulta imposible sacar de tu vida; Aquél que siempre te espera en el otro, que siempre te perdona, que te ama con locura, hasta el punto de no dudar un instante en hacerse pequeño, insignificante, y dejarse matar con tal de que tú puedas ser feliz.

Resulta que un grupo de amigos, más enamorados de Él que yo, le han echado a la vida un par de narices y, confiados en que los resultados son cosa Suya, y no nuestra, han regalado al mundo una obra de arte, un limpio espejo en que Él se puede reflejar para que el mundo lo pueda contemplar: se llama LA ÚLTIMA CIMA (www.laultimacima.com). Y es una película... bueno, más bien un documental sobre... ¡LA VIDA DE UN CURA! Qué lo-cura, pensarán muchos...

Sí. Una locura de amor: la que significó la vida del cura Pablo Domínguez.

Te la contaría encantado, pero será mejor que la veas; no te decepcionará. Puedes ver el comienzo de LA ÚLTIMA CIMA pinchando aquí.